Cirugía de cataratas: todo lo que necesitas saber

Categoria: 

Se trata de la causa más común de pérdida de visión en personas mayores de 40 años y es la principal causa de ceguera en el mundo. Hoy hablamos de las cataratas y explicamos en qué consiste el único tratamiento para acabar con ellas: la cirugía.

¿Qué son las cataratas?

La catarata es una opacidad del cristalino, la lente natural del ojo que se encuentra detrás del iris y la pupila. Se trata de una condición asociada a la edad que se desarrolla de forma lenta y progresiva y que únicamente puede ser tratada mediante cirugía.

¿Por qué aparecen las cataratas?

Como explicábamos, la edad es el principal factor de riesgo para el desarrollo de cataratas. De hecho, aunque estas pueden aparecer como consecuencia de un traumatismo o como fruto de determinadas enfermedades (diabetes, hipertensión arterial, miopía, etc.), por lo general se originan debido a un envejecimiento del cristalino, el cual va perdiendo transparencia.

¿Cómo sé si tengo cataratas?

Las cataratas producen una pérdida progresiva de la visión (tanto de cerca como de lejos) que, si bien en un principio puede no ser evidente, con el paso del tiempo se va acrecentando. Los síntomas de las cataratas comprenden:

-       Sensación de visión borrosa. Este es el principal síntoma. La persona con cataratas tiene la sensación de que ve como si mirase a través del cristal de un vaso.

-       Fotofobia. Es común experimentar una intolerancia a la luz y apreciar halos cuando se mira a farolas, faros de coche y otros focos de luz.

-       Sensación de visión doble. Las cataratas pueden provocar la visión de imágenes múltiples, un trastorno conocido como diplopía.

-       Mejora de la visión cercana. En ocasiones, cuando la catarata acaba de aparecer, la persona puede tener la sensación de que su visión cercana ha mejorado.

¿Cuál es el tratamiento de las cataratas?

Como avanzábamos al comienzo del artículo, el único tratamiento actual que permite eliminar las cataratas es la cirugía. Se trata de una intervención que se realiza con anestesia local y que no requiere ingreso hospitalario. Mediante las técnicas de cirugía refractiva se vacía el cristalino que se ha vuelto opaco y en su lugar se introduce una lente intraocular con capacidad para corregir la visión de lejos (lente intraocular monofocal), la de lejos y de cerca (lente intraocular multifocal) y el astigmatismo elevado (lente intraocular tórica).

La cirugía de cataratas es una intervención rápida e indolora que acostumbra a realizarse de dos formas diferentes: mediante láser de Femtosegundo o por facoemulsificación. Mientras en la primera de estas cirugías se extrae el cristalino opacificado y se implante una lente intraocular, en la segunda se fragmenta y extrae el núcleo de la catarata respetando su cápsula e introduciendo la lente intraocular dentro de este saco.

Tras la operación, el paciente puede volver a su casa y la recuperación visual es rápida. Solo será necesario seguir algunos cuidados postoperatorios (aplicar dos tipos de colirios antiflamatorios y antibióticos y asistir a las revisiones programadas por el oftalmólogo).

Si estás valorando someterte a una cirugía de cataratas, en Oftalmoplus podemos ayudarte. Ponte en contacto con nosotros y te explicaremos lo que podemos hacer por ti.