Hipermetropía, así puede corregirse con cirugía refractiva

Categoria: 

¿Sabías que este defecto de refracción afecta a la mayor parte de los recién nacidos y que con el tiempo tiende a corregirse? Esto se debe a que, en el momento de nacer, el sistema visual no está completamente desarrollado. Cuando el problema, no obstante, persiste y no se corrige adecuadamente, puede provocar otras alteraciones visuales, como el ojo vago o el estrabismo. Hoy te contamos todo lo que necesitas saber sobre la hipermetropía y sus métodos de corrección.

¿Qué es la hipermetropía?

La hipermetropía es un defecto refractivo que se caracteriza por la visión borrosa de los objetos cercanos. Lo que sucede en el ojo hipermétrope es que, la imagen, en lugar de enfocarse sobre la retina, lo hace detrás de esta. Este defecto tiene su origen en dos causas: el ojo es más corto de lo que debería o la potencia óptica del cristalino o de la córnea es menor de lo habitual.

¿Cuáles son los síntomas de la hipermetropía?

Las personas con hipermetropía, al contrario de aquellas que sufren miopía, ven peor de cerca que de lejos. Entre los síntomas principales de la hipermetropía se encuentran la visión borrosa de los objetos cercanos, la fatiga ocular, el dolor de cabeza y el estrabismo convergente (el ojo se desvía hacia el centro). 

¿Cuáles son las causas de la hipermetropía?

Como avanzábamos al comienzo del artículo, la hipermetropía suele tener su causa en un ojo más corto de lo normal o en una córnea demasiado plana.

Cuando la hipermetropía no es muy grande y en pacientes jóvenes, el defecto puede ser compensado por un sobreesfuerzo de los músculos oculares. Sin embargo, esta capacidad se pierde con la edad, por lo que resulta imprescindible corregir la hipermetropía una vez se ha detectado.

¿Cómo se corrige la hipermetropía?

La hipermetropía puede corregirse con gafas, lentes de contacto o cirugía refractiva. En cuanto a esta última opción, en la actualidad existen diferentes técnicas que garantizan la eliminación o minimización del defecto visual.

Cirugía LASIK con láser de femtosegundo

En la actualidad, la hipermetropía acostumbra a corregirse con una técnica avanzada, segura y eficaz. Se trata de la cirugía LASIK con láser de femtosegundo, en la cual se utiliza un láser de luz infrarroja en pulsos muy cortos para levantar la lámina de la córnea y despejar la zona donde debe actuar otro láser: el Excímer. Este, por su parte, trabaja modelando la córnea para corregir las dioptrías. Una vez que se termina la modelación, se recoloca el tejido córneal, que se vuelve a adherir sin necesidad de suturar. Esta es una intervención sencilla e indolora que apenas dura 10 minutos.

Cirugía con implante de lentes intraoculares

Por otra parte, en casos de hipermetropías elevadas que no pueden ser corregidas con la técnica LASIK, se recurre a la cirugía con lentes intraoculares, una operación que puede eliminar hasta 12 dioptrías. En este tipo de intervención, el cirujano inyecta una lente muy fina en la cámara posterior del ojo, donde desempeñará una función muy similar a la de la lente de contacto. Se trata de una técnica ambulatoria que se lleva a cabo con anestesia tópica y que no suele durar más de 20 minutos (cada ojo se opera en un día diferente).

Si estás interesado en la cirugía de hipermetropía, en Oftalmoplus contamos con el equipo profesional mejor cualificado y la tecnología más avanzada. Ponte en contacto con nosotros y te explicaremos cómo podemos ayudarte.